La tecnología nos sorprende cada vez más, tanto así que al paso que va es muy probable que en un futuro muy próximo todas y cada una de las transacciones de negocios se podrían llevar a cabo desde casa o lugar de residencia sin tener que trasladarse, sin esfuerzo alguno, en tanto que hoy por hoy son muchas las herramientas creadas en base al desarrollo de actividades online como lo es el caso de dropshiping.

¿Qué es el dropshipping y cómo funciona?

El dropshiping  refiere a una manera directa de realizar negocios online, diferente a muchas otras existentes como negocio de este tipo.  Consiste básicamente en el montaje de tu negocio en la red, tiendas online de tamaño no muy alto, en las cuales intervienen transacciones de corto alcance.

Sus ventajas radican especialmente en que los desembolsos no superan un monto significativo, sirviendo esto como un estándar de seguridad para los comerciantes que aún no creen por distintos motivos en los negocios virtuales.

Por otro lado la reducción de costos es muy notorio en el éxito de los emprendedores del dropshiping, en tanto que no necesitan de un espacio físico ni de tanto trámite para el funcionamiento de su actividad comercial cibernética.

Ahora bien, el margen de beneficio que este tipo de negocio te ofrece será mayor si tienes en cuenta que en este medio no existen los llamados intermediarios, pues en la compra y venta solo se verán implicados dos partes, los compradores y el distribuidor dueño de la tienda.

Las tiendas virtuales entraran en funcionamiento mediante portales virtuales, siendo en este sentido este un factor de desafío para los comerciantes del dropshipping, quienes tendrán como objeto central el de alcanzar una cantidad máxima de visitantes a su sitio web, en aras de que sea visto por los clientes potenciales.

Para este objeto las redes sociales son las que jugaran un papel fundamental, si bien es cierto, son los medios más oportunos para la promoción de dichos negocios.

 

LEAVE A REPLY